Ultimo capítulo de esta fabulosa entrevista: "Cuando hablo de fútbol me gusta dar mensajes de vida!!, porque los mensajes de vida son para todos."!!






-Por tus silencios y tus palabras y por la insistencia en lo legendario, en la personalidad, en las hazañas, en lo épico, queda un poco opacado lo más específicamente futbolístico. Te referiste menos al juego del fútbol que a la aventura del fútbol.
*Nunca me gustó darle mucho carbón ni mucho fuego a los temas futbolísticos específicos, que tienen la misma importancia que lo espiritual, lo emocional y lo intelectual, pero para mí estos tres son el combustible que pone en funcionamiento lo futbolístico. Vos te diste cuenta que yo no te he hablado mucho de lo futbolístico específico. Es verdad. Porque en ese aspecto trato de ser un tipo muy concreto, para no irme en discusiones de palabras que no definen absolutamente nada, salvo tu pensamiento individual, que es muy importante. Pero las tablas de posiciones y los campeonatos no se hacen con intenciones, con hipótesis, con virtualidades. Las tablas de posiciones son números y los números no mienten. El Peñarol campeón del 99, en realidad no necesitó de la leyenda. Ganó por promedio de cuatro goles. Fue campeón invicto del Clausura con record de goles a favor y con la defensa menos vencida. Eso habla de un trabajo excepcional de los jugadores en lo táctico y de individualidades de jugadores desequilibrantes y de un estado físico concreto, que te permite abordar simultáneamente dos competiciones exigentes como el Uruguayo y la Mercosur y llegar a las finales en ambas. Tal vez lo místico y legendario de toda esa parte del año haya estado en las finales, que fueron partidos muy parejos y Peñarol terminó el segundo con ocho jugadores durante veinte minutos y porque en la última final, la que daba el título, jugó con un equipo que, en relación al que venía jugando, se puede decir que estaba diezmado, porque tuvo que jugar Rotundo de lateral, Bengoechea y Pacheco de volantes, Bengoechea que estaba lesionado. Ahí sí entra la leyenda de un equipo que en los primeros veinte minutos estaba dominado, iba perdiendo uno a cero, quedó con diez jugadores, tuvo que salir su capitán, que sabíamos que iba a salir porque había entrado en una pierna por el simple hecho de ser justamente respetuosos de las leyendas, y el equipo cambia el partido en cinco minutos, dos a uno y es campeón y termina jugando con nueve jugadores, con Pacheco de volante de contención, con Cedrés de volante de contención y con cinco zagueros en la línea, sin ningún lateral. Y a mí me gusta hablar de eso. Porque cuando hablo de fútbol me gusta dar mensajes de vida, porque los mensajes de vida son para todos. Por eso cuando te hablé de Sud América te hablé de la mística, pero si querés que te hable de cosas concretas de fútbol, te puedo decir que Sud América fue campeón invicto con la zaga menos vencida y el goleador del campeonato, Mario Orta, y fue campeón invicto del Integración. Bella Vista lo mismo, campeón invicto con el goleador del campeonato y la defensa menos vencida.



*Un record de cuarenta y cinco partidos invicto entre estos dos cuadros, con los goleadores de los campeonatos y las defensas menos vencidas. Y después Peñarol. Campeón invicto. Hasta ahora ningún equipo de Peñarol, grandes equipos campeones de América y del Mundo, habían superado ese record de goles que ostentaba aquel Peñarol del 49 maravilloso. Pero yo te hablo de la vida, del intelecto, del espíritu, de la emoción. De lo futbolístico concreto y específico de mis equipos no soy yo el que tiene que hablar. Y si los que tienen que hablar de eso, no lo dicen, si no quieren, allá ellos. Tal vez les guste más hablar de propuestas, de seducciones, de vistosidades... Hay muchas cosas concretas para hablar de fútbol, pero si no quieren hablar que no hablen. Yo hablo del sacrificio de los jugadores, del corazón que tuvieron, de lo buenos que son individualmente y muy pocas veces, a no ser una pregunta así como la tuya, hablo de lo concreto futbolístico. Porque además, de eso hablan cuando pierdo; cuando gano, ya fue, ganó y a otra cosa. Pero el tiempo es el que da perspectiva de todo.

-De acuerdo. ¿Vos no te afiliás a ninguna manera de jugar en particular?
*Yo admito y admiro todas las maneras de jugar que, con dignidad, logran lo que se proponen.

-¿Y de qué depende la manera concreta de jugar en cada momento?
*Depende pura y exclusivamente de los jugadores que tenga. A poco que estudies un poquito en profundidad, te vas a dar cuenta cómo jugaba el Peñarol del 99, el Bella Vista del 98 o el Peñarol del 2000. Cada uno se edificó respetando primordialmente la individualidad y haciendo que esa individualidad sumara y creara un equipo, porque el fútbol es colectivo. La expresión individual del libre albedrío del futbolista tiene al costado el respeto y la solidaridad con el compañero y la manera de jugar depende de las individualidades que suman, se respetan y se solidarizan. Están los videos del Peñarol del 99, pero te aclaro que a este grupo nunca le molestó en estos siete años que se diga que juega al pelotazo. Lo único que le molestó a este grupo fue haber perdido el campeonato del 98. Porque entendemos y sabemos que hay formas de ver diferentes, pero entendemos y sabemos que la única manera de salir campeón seis de siete años seguidos es congregando todo y no por una sola cosa, como pueden ser los pases en profundidad, los centros de desborde o las pelotas quietas.



-Muy bien, pero yo te lo pregunté concretamente y todavía no visualizo tu pensamiento en la específico futbolístico.
*Voy a hablar del tema referente a la recuperación de la pelota, porque sobre la tenencia de la pelota lo que podés decir en forma genérica es que la pelota es lo más importante, que hay que cuidarla, hay que tenerla y hay que provocar, en el sentido lateral y en el sentido vertical, la mayor cantidad posible de llegadas para crear el gol, que es lo máximo en el fútbol, pero si vos das libertad al jugador, con la tenencia de la pelota, él decide. Ahora, en el momento en que perdés la pelota y tenés que recuperarla, siempre hemos trabajado para esa recuperación de la pelota, en zona con referencia. Nunca he marcado al hombre. Hay equipos que marcando al hombre han sido campeones del mundo. Yo los respeto. Capaz que en algún equipo donde las condicionantes sean para eso, no dudaría, si eso es lo criterioso, en hacerlo. Tal vez me cuestionaría si estuviera inmerso en una situación en la que tuviera que hacer lo que yo no siento. Pero antes, me lo cuestionaría antes.

-¿Qué es lo que no harías?
*Te vuelvo a repetir. En lo específicamente futbolístico, dentro del reglamento y con dignidad, para mí todo es válido.

-¿Tu propia identidad cómo la expresas?
*En la formación del grupo y en el funcionamiento colectivo del equipo. Y nada más. No hay otra cosa. No creo en los técnicos que dicen "yo gano los partidos" o " yo hago los cambios" . Creo en el técnico que trabaja de lunes a domingo. Pero creo que el técnico es fundamental, es importantísimo. Es verdad que el que decide es el jugador adentro de la cancha. Y es verdad que no sólo decide sino que vos tenés que pedirle por favor que el que decida sea él. Porque es él quien está con la pelota a ciento ochenta pulsaciones. Él es quien tiene que crear. Pero es mentira que el jugador decide con más criterio o menos, independientemente del trabajo que vos hayas hecho de lunes a sábado. Si el trabajo es bueno de lunes a sábado va a tener más posibilidades de decisión. Porque cuando hablamos de que el jugador decide, hablamos del que tiene la pelota y un jugador tiene la pelota un máximo de tres minutos por partido. En todo lo otro, los movimientos, la solidaridad, la inteligencia del equipo, está el trabajo del entrenador. El técnico es fundamental en el trabajo, en la formación del juego de las individualidades que se asocian. Entonces: lo más importante que hay en el fútbol: el jugador. El que decide en el momento de tener la pelota y del partido: el jugador. En la manera cómo se asocia: el jugador respaldado por el técnico.(tenfieldigital.com.uy)

DESTACADO

EL HOMBRE DE LOS MILAGROS ( FUENTE : LINCOLN NEWS , LA GAZZETTA DELLO SPORT )

LN  -  MISTER RIBAS, ES USTED EL HOMBRE DE LOS MILAGROS ?  - JULIO RIBAS :  NO, LOS MILAGROS SOLO LOS  REALIZA DIOS. LN   -  COMO LOG...

FRASES DE CABECERA DE JULIO RIBAS

"Todo lo que tiene forma, puede ser definido.

Todo lo que puede ser definido, puede ser vencido."


"Hay quienes a veces ganan y no son ganandores, hay quienes a veces pierden y no son perdedores, ser perdedor es dejar de creer, dejar de luchar, dejar de soñar."


"Los que hablan, hablan, los que hacen, hacen cosas que dan que hablar, los que hablan imaginan lo que se siente, los que hacen , saben lo que se siente, sentir lo que haces esa es la diferencia."


"Ser ganador no es solo ganar repetidas veces, es mucho mas que eso, es elegir ganar siempre y hacer lo que necesario para que eso suceda"


"Perder duele, no poder ser campeon duele mas aun."


"La unica diferencia entre la genialidad y la locura, es el exito.


"El exito no te cambia, te delata".


"Es sencillo: Existen buenas y malas maneras de hacer las cosas, se pueden tirar 30 tiros libre, si la tecnica es erronea, solo te convertiras en un jugador que es bueno para tirar mal."


"Algunas personas quieren que algo ocurra, otras suenan con lo que pasara, otras hacermos que suceda".


"La fuerza que te pone en marcha, viene del sueno que tengas, de la ilusion enorme de querer logar un objetivo, por eso te levantas cada dia buscando por todos los medios y recursos posibles.

la forma de poder lograrlo, conquistarlo y hacerlo tuyo para siempre".


"Si no enseñas algo a una persona que podria aprovechar la leccion, pierdes a una persona, si intentas enseñar algo a una persona que no quiere aprovechar la leccion, pierdes tiempo.

Un lider sabio no pierde personas ni tiempo."


"Hay quienes desean que sucedan cosas, hay quienes rezan para que sucedan cosas, y hay quienes tienen coraje para hacer que esas cosas sucedan."